¿Qué es la Disfagia?

enero 7 , 2016 / Publicado por FEVADACE / Sin categoría /

¿Qué es la Disfagia?

Cuando nuestro familiar sufre daño cerebral adquirido podemos encontrarnos con numerosas alteraciones que dificultan un desarrollo normal de la vida diaria. Una de las funciones vitales que puede verse afectada es la deglución, a esta patología la denominamos disfagia.

La disfagia es la alteración o dificultad que sufren algunas personas para ingerir líquidos y/o sólidos, o incluso la saliva si la lesión es más severa. Existe el riesgo de que el líquido y/o el sólido penetren a la vía aérea y derive en alguna complicación cómo puede ser una neumonía, pérdida de consciencia por falta de aporte de oxígeno o incluso la muerte.

Esta patología es frecuente en personas con daño cerebral adquirido, tanto en población adulta como infantil: aparece en hasta un 30% de los accidentes cerebrovasculares y entre el 25-42% tras un traumatismo craneoencefálico.

Factores de alarma:

  • Pérdida de peso
  • Episodios de tos durante la ingesta de alimentos o posteriormente a ello
  • Tose con frecuencia a lo largo del día
  • Presencia de alimento dentro de la cavidad oral post deglución, sin que la persona sea consciente de ello
  • Evita comer ciertos alimentos que antes tomaba sin dificultad
  • Carraspea con frecuencia
  • Sensación de parada del alimento durante la ingesta de alimento
  • Sufre cambios de voz tras la ingesta de alimentos
  • Regurgitación nasal
  • Estornudos con la ingesta
  • Heridas en la lengua o en la cara interna de las mejillas
  • Congestión ocular durante la ingesta

¿Qué debo hacer?

Cuando detectamos alguno de los síntomas que hemos mencionado anteriormente, lo primero que debemos hacer es eliminar de la dieta habitual aquellos alimentos que hemos observado que ponen en riesgo la seguridad de nuestro familiar, y alimentos semejantes.

El segundo paso sería ponernos en contacto con el servicio de logopedia más cercano para realizar una evaluación más exhaustiva y realizar las adaptaciones de dieta oportunas.

Seguir las pautas establecidas por el logopeda.

Precauciones:

Estas precauciones debemos tenerlas en cuenta hasta que el logopeda haya podido realizar la valoración completa y pueda establecer las pautas correspondientes a nuestro familiar. A continuación pasamos a detallar algunas pautas:

  • Evitar las distracciones, cómo puede ser la televisión
  • Supervisar a nuestro familiar durante el proceso de comida
  • Dejar que se lleve los alimentos a la boca del modo más autónomo posible, teniendo en cuenta las características de cada persona
  • No ingerir líquidos mientras tenga alimento sólido en el interior de la cavidad oral
  • No utilizar pajitas para que beba líquidos, es un error bastante frecuente pero que debemos eliminar. El uso de pajitas es perjudicial para las personas que sufren disfagia, ya que no les permite controlar el líquido de una manera voluntaria, llevando el líquido directamente hacia la parte más posterior de la cavidad oral y con ello aumentando las probabilidades de aspiración.
  • No ingerir frutos secos, ya que pueden suponer un riesgo importante
  • Evitar el consumo de bebidas alcohólicas o excitantes: vino, café, cerveza…
  • Favorecer una postura corporal adecuada mientras está comiendo
  • Mantener a la persona sentada alrededor de 30 minutos después de cada comida
  • Mantener una higiene bucal adecuada, por lo que después de cada comida nos aseguraremos de que no queden restos de alimento

Escribe un comentario

Tu email no será publicado. Los campos requeridos están marcados *